Muchos de nosotros nos hemos visto obligados a trabajar desde casa debido a la situación que estamos viviendo en todo el mundo. Pero, ¿qué pasa cuando no tenemos un espacio de trabajo adecuado, una silla ergonómica o simplemente el ordenador no está a la altura adecuada? Adoptamos malas posturas y terminamos sintiendo dolor en el cuello, la espalda, la lumbares, los brazos o en las piernas.

Para evitar este problema te aconsejamos que hagas descansos de unos 8 ó 10 minutos en incluyas en tu rutina de trabajo esta serie de estiramientos: